logo-large-lockup-2x

BEIJING, 18 mar (Xinhua) — Dos expertos técnicos enviados por la oficina general de la compañía británica Jaguar Land Rover llegaron hoy miércoles a China para dirigir el proceso de actualización de un programa informático después de que el fabricante de automóviles de lujo recibiera críticas a causa de fallos en la caja de cambios de los vehículos vendidos en China.

La compañía ha creado un equipo especial para resolver el problema después de que la Televisión Central de China (CCTV) denunciara el pasado domingo que la firma utilizaba cajas de velocidades con fallos técnicos en el modelo Evoque que vende en China, dijo Anthea Wang, vice presidenta ejecutiva de Relaciones Públicas y Comunicaciones Corporativas de Jaguar Land Rover China.

Wang reveló que habían recibido más de 900 notificaciones de clientes acerca del problema de la caja de cambios desde el primer semestre de 2014 y habían descubierto que la versión del software no era la adecuada, lo que a menudo ocasionaba la suspensión repentina del funcionamiento mecánico.

La ejecutiva dijo que la compañía comenzó a actualizar el programa informático para los clientes del Evoque en enero de este año y que en el 22 por ciento de las unidades vendidas en China, unas 36.000, ya se ha completado la actualización.

El mismo modelo vendido en marzo no presentaba el fallo mencionado, dijo.

Según un reportaje emitido el domingo por la noche por la CCTV sobre la protección de los consumidores, en conmemoración del Día Internacional para la Protección de los Derechos de los Consumidores, los propietarios de los vehículos todoterreno Evoque que circulan en China se encontraban a menudo con fallos de funcionamiento tales como paradas repentinas o marchas atrás defectuosas, fallos que se reproducían incluso después de que las tiendas de servicio de la marca automovilística cambiaran gratuitamente las fallidas cajas de cambios por otras nuevas.